sábado, 19 de octubre de 2013

El cuerpo habla de la mejor forma: ¡Bailando!



Bailar y hacer movimientos al son del ritmo que escuchamos, que vivimos; es la manera en el que expresamos lo que sentimos, lo que somos y nos identifica culturalmente.

Por eso, nuestra identidad se ha visto representada a través de la danza, el teatro, la literatura y la música. Formas artísticas que han estado presente en todas las generaciones y por las cuales, narramos historias de nuestros ancestros, de nuestro patrimonio. En el arte dancístico lo transmitimos a través de un sinfín de movimientos que puede hacer nuestro cuerpo.

Por ejemplo, la danza estuvo en las sociedades primitivas representando lo mágico y religioso pero natural y cotidiano. Estuvo en la sociedad de pensamiento mitológico donde representaba lo irreal e imaginario con gestos y símbolos a través de la plasticidad y el equilibrio en los movimientos. En la danza folclórica, expresa corporalmente las tradiciones espirituales y sociales transmitidas de generación en generación.

Hoy, la danza contemporánea y urbana muestran la sensación y la naturalidad corporal a través del desequilibrio, la espontaneidad y la adaptación de movimientos que se generan con clásicos y nuevos ritmos.

Todas las formas de danza se expresan: estéticamente a través del ballet, culturalmente a través de la danza tradicional y socialmente con las recientes expresiones de danza.

Pero… ¿Qué se siente danzar?

Aunque cada expresión dancística sea distinta, tienen algo en común: el placer único de mostrar corporalmente, con movimientos rítmicos la pasión inexplicable de bailar.

Acá una muestra de expresión corporal, con la danza contemporánea:



Fuente
Contratiempo.net
El cuerpo escrito con danza, documento de Madeleine Osorio Calderón
Publicado en Danza en Red Colombia a través de la Agencia Montenegro

Aserrín y flores hacen de las alfombras momposinas una tradición de Semana Santa


Mompóx, también llamada Santa Cruz de Mompox es un municipio del departamento de Bolivar, Colombia. Celebra la Semana Santa con elementos representativos de sus costumbres y de sus tradiciones al igual que gran parte de las regiones del país.

Un ejemplo de ello es el X Concurso de Alfombras Momposinas que se da por esta época, exactamente entre el 27 y 29 de marzo. Son tres noches donde las calles de este municipio, que están entre el Templo de Santo Domingo y el Callejón del Matadero, se llenan de arte religioso con aserrín y flores de muchos colores.

Sin restricciones de edad, niños, jóvenes y adultos reflejan una tradición del siglo XVI, diseñando y elaborando en el suelo ilustraciones religiosas.

Comenzó en el siglo XVI “La fantasía del arte en el suelo de Mompox”, dice la prensa del Ministerio de Cultura, quién apoya este concurso anualmente con el Programa Nacional de Concentración. Las familias momposinas elaboraban alfombras sencillas con flores nativas, luego la comunidad introdujo el aserrín sin cambiar la técnica y la esencia de esta tradición.

Ahora, desde el 2005, hasta nuestros días y a partir del concurso, gracias a esta costumbre cultural; se han realizado talleres y capacitaciones de artes plásticas que han proporcionado a los artistas, nuevas técnicas que dan mayor realismo a los dibujos.

Con estos dibujos, el Festival de Alfombras Momposinas es uno de los eventos culturales que se presentan en Colombia en la semana mayor, que involucra a niños y a grandes en una participación colectiva de actividades artísticas patrimoniales.

Por parte del Ministerio de Cultura, se busca reconocer a los artistas empíricos de estas actividades patrimoniales, que han aportan a través de sus creaciones, al patrimonio material e inmaterial de la tradición histórica y cultural del municipio.


Foto de Omar Herrera, alfombra de Luis Carlos Villanueva.

Fuente
Ministerio de cultura
Publicado en Danza en Red Colombia a través de la Agencia Montenegro

Fuimos mil personas cantando en la Plaza Santa María

No llovió, hizo buen sol y todo resplandeció por el calor humano que vivimos en esa presentación.

“¡Entrada libre!” Decía un organizador del evento a toda la gente que pasaba y a decir verdad mucha gente entró.

Seguí yo, y con amabilidad me explicó uno de los de logística que era un evento que inauguraba internacionalmente un festival de coros, donde muchas personas del mundo, se iban a encontrar para cantar en esta Semana Santa. Terminó diciendo que era la primera vez que este festival, América Cantant, estaba en Colombia.

Estando adentro, busqué el mejor lugar para deleitarme de dicha presentación, un lugar donde hubiera más gente y donde mejor pudiera observar a todos los artistas de cada región del mundo, que nos acompañaban en el centro de la plazoleta. Me ubique en la zona más diversa, donde adultos mayores, niños y jóvenes se encontraban juntos, donde por simple semblante, se notaba su vida, sus gustos, y su experiencia.

Santiago Trujillo, el director del Instituto Distrital de las Artes en Bogotá, IDARTES, dio las palabras de apertura recalcando “La diversidad cultural que con orgullo tenemos en Colombia”. Luego se escucharon ¡Aplausos!, mientras desfilaban algunos de los artistas, los vestuarios típicos de su región. Vi por ahí pasear a Barranquilla, al Huila y a gran parte del Pacífico.

El coro empezó con su canto, se movían al son del ritmo, cantaban de una manera impecable y emotiva, y cada vez más, iban prendiendo con su voz la emoción del público atento a su presentación. Varias canciones dieron una introducción a nuestro folclor colombiano y al Son de“Aleluya” de Handel, “Los Cucaracheros”, “Agáchate el Sombrerito”, “la Loma” y “Navidad Negra”empezamos todos a cantar y aplaudir con mayor fervor.

Cachacos, costeños, caleños, paisas y extranjeros de todas las clases empezamos a unir nuestras voces, mil voces para cantar, mientras movíamos todo el cuerpo con La Pollera Colorá. Éramos uno, un solo coro que cantaba nuestras tradiciones con felicidad y pachanga.

Me sentía en mi tierra, con los de mi tierra cantando y gozando de un coro, de un grupo de artistas que nos acompañaban con su voz, con sus instrumentos, con su baile y sus vestidos en la tarima, en la plazoleta y dentro del público.

“Este es mi país, este mi folclor y no lo cambiaría por nada” lo dijo un adulto mayor de sombrero y bufanda, que estaba al lado mío apenas escuchó “Colombia Tierra Querida”. Este fue el cierre, un cierre donde representamos por tres horas un pedacito del mundo, que bailó un poco de nuestro folclor colombiano entre artistas cubanos, venezolanos, australianos, argentinos, rusos, entre otros.

¡Gracias! dijimos en coro y en repetidas veces a los organizadores por incluirnos en la presentación, de los mil coristas que inauguraron este Festival de América Cantant 7 en Colombia.

Por Lorena Ladino.

Publicado en Danza en Red Colombia a través de la Agencia Montenegro

Con la danza empieza un nuevo proyecto educativo

Shows y talleres educativos hará National Danish Performance Teams, grupo de danza danesa que llega a Colombia para aportar a los colegios, nuevas formas de enseñar y aprender.

También lo que se quiere hacer con la presentación de este grupo de Dinamarca es inculcar nuevos estilos de vida saludable a través de la gimnasia y la danza.

El subdirector del IDRD (Instituto de Recreación y Deporte) José Joaquín Sáenz cuenta a la comunidad de qué se trata este proyecto:

José Joaquín Sáenz: El reto que nosotros tenemos y que nos ha propuesto el alcalde mayor de la ciudad, es cómo logramos transformar la ciudad desde la educación y la salud.

Lo que queremos desde el IDRD, es traer este tipo de estructuras pedagógicas que permitan lograr en los establecimientos educativos, que el deporte se vuelva un eje que ayude a crear esa cultura de hábito de vida saludable.

Danza en red: ¿Cómo va intervenir National Danish Performance Team en este proyecto?
José Joaquín Saénz: Cuando nos propusieron que viniera el grupo o la compañía danesa, en un Tour Nacional que ellos hacen cada 2 años; creímos que su presencia era la oportunidad de poder dinamizar la potencia de los profesores, para que ellos vean unas nuevas metodologías a través de la enseñanza, de la educación física; porque vamos hacer talleres, no solamente se verán shows, los talleres serán para enseñar a los docentes y estudiantes.

DER: ¿Cuál es el gran objetivo?
JJS: Con esa dinámica queremos cambiar un poco las metodologías que hoy estamos utilizando para que el niño se motive más a la práctica del deporte, a la actividad física y la de la recreación.
Este es nuestro gran objetivo para que en los colegios que forman parte de La Jornada 40 horas los estudiantes y profesores empiecen a modificar un poco sus estilos de trabajo, en los planes educativos que tiene cada uno de las instituciones, este es el reto que tiene este gran proyecto.
Pero también queremos lograr que la ciudadanía se integre a través de los shows, que se integre en esta dinámica de ciudad; pues se quiere buscar que las personas hablen de salud a través de la actividad física. Estos son los dos retos que tenemos con la administración del alcalde Gustavo Petro, y que bajo el liderazgo de nuestro director Javier Suárez estamos empezando a hacerlo en la ciudad.

DER:
¿Qué tipo de pedagogía se verá en los talleres que hará el grupo NDPT?
JJS: Es una articulación interesante, porque acá básicamente se pretende conocer el cuerpo y hacer expresiones corporales a través de ejercicios motivados con la danza.
En el show que presentaron ellos, (Carrusel de prensa con el grupo danes) se notó que tiene elementos de la actividad física, pero de la propia gimnasia, pero también de la danza que le permiten ser armónicos a la hora de expresar este arte.
A lo que nos referimos es que en espacios reducidos, en sitios pequeños o en colegios; esas metodologías implican que no requerimos herramientas específicas, sino que tenemos unos espacios en que pueden desarrollarse sin necesidad de tener lugares especializados.

DER: ¿Qué se verá en los talleres y las presentaciones?
JJS: Acá vamos hacer los talleres y los show en todas partes, en un coliseo, en un centro comercial, en un establecimiento educativo; que tiene poco espacio pero con la dinámica que mencioné en un principio.

Van a tener elementos de ejercicios de gimnasia, de expresión corporal a través de la música que se convertirán expresiones propias de la danza. Esta es la metodología interesante que trae esta compañía.

Escucha el audio de la entrevista aquí
Publicado en Danza en Red Colombia a través de la Agencia Montenegro

El origen de los ritmos y la danza latinoamericana


La danza y la música latina son muy populares en el mundo, el estilo y los movimientos sensuales, apasionados y con mucha energía, caracterizan la cultura latinoamericana.

Eso movimientos característicos, son ritmos contagiosos y muy bailables, han pasado por grandes influencias europeas que a lo largo del tiempo, han dado a la música y a la danza en América Latina, una categoría popular de baile competitivo, tradicional e histórico.

Danzas como la salsa, el tango o el merengue (unas de las más reconocidas en el mundo), son ejemplos de esas influencias, que cuentan a su región y al mundo toda una historia cultural que enmarca especialmente la esclavitud, la pobreza y la conquista en una América Latina evolucionada.

El origen

La danza latina no solo tiene influencias de España, (uno de los principales paises colonizadores de nuestro continente), sus inicios también se dieron en Inglaterra en el Siglo XVIII. Exactamente, en el año 1700 un tipo de danza inglesa se vuelve popular en toda Europa. En Francia la llamaron “Contredanse”, en España, la “Contradanza” y en Portugal “Contradanca”.

Después de esta gran expansión los europeos en plena colonización llevaron consigo este tipo de danza a Centro América y Sur América, mezclándola con los bailes y danzas propias del nuevo continente.

Influencias extranjeras en la danza latinoamericana

La cultura española tiene la mayor influencia sobre la evolución histórica de la danza latinoamericana.
Los referentes que tiene Latinoamérica, de España, son el estilo colorido de la danza, las puestas en escena llena de dramaturgia; y la influencia de los pasos planos que provienen de danzas españolas como el pasodoble y el flamenco. En cuanto a la música tradicional, España es pionero del uso de la guitarra criolla y los estilos de música de trovador.

La cultura africana también intervino en las raíces del continente bajo de norte América, ya que desde el año 1500, cuando los colonos llevaron una gran cantidad de esclavos desde África hacia América; se compartió a través de la danza, las tradiciones ceremoniales y ancestrales de los esclavos. La tambora y los movimientos enérgicos de la danza latinoamericana provienen de esta fusión.

De contradanza a danza

Cuando los españoles llevaron la contradanza a Cuba en el año 1700, pasó a ser conocida como "danza". La danza tuvo influencias criollas y fusiones con el son cubano y el jazz, dando lugar al reconocido mambo, padre de la salsa.

Latinoamérica tiene gran variedad de danzas tradicionales que evocan con sus ritmos y movimientos, las raíces envueltas en lucha, colonización y emancipación cultural.

Mira estos dos ejemplos que muestran los contrastes y las fusiones en la danza.

De España y Colombia:



La salsa en Colombia


Publicado en Danza en Red Colombia a través de la Agencia Montenegro